17 nov. 2017

REVIEWS: IN HEARTS WAKE "ARK" Y MÁS


In Hearts Wake "Ark" (2017) UNFD
Género: Metalcore/ Post Hardcore
Para fans de: Erra, Miss May I y el último de Parkway Drive.
Puntaje: 40/100

Voy a ir directo al grano. In Hearts Wake consta de solamente un disco debut increíble y un par de buenas canciones en su segunda producción. ¿El resto de su discografía? Agua. Y "Ark" continúa con lo dicho. IHW ya cae en la vil copia de si mismos, predecibles, monótonos, soporíferos, y ampliando la repetición constante de un género que a veces al ir tanto a lo seguro, termina desvaneciéndose de a poco. Luego de una intro que lleva el nombre del disco, "Passage" se presenta como la carta principal de la placa, y desde el vamos, presenta el mismo riff que se escucha una y otra vez a lo largo de los casi 45 minutos de duración, oscilando entre el groove y el metalcore que los vio nacer. Hay casos como en "Frequency" o "Arrow", donde bajan mil cambios y presentan el único método interesante que le estaría resultando a la banda, el de los "lentos"... pero es lo mismo que viene haciendo The Amity Affliction hace diez años.  Me aburrí demasiado con este disco... ¿será que le perdí el oído al core? No, debe ser In Hearts Wake. Es raro como las bandas del estilo, cuando van perdiendo la calidad compositiva, el gancho y las buenas canciones, van ganando más y más público. Es contraproducente e irónico a esta altura. Escuchen "Divinations" y quédense con el único IHW que vale la pena.

Oceano "Revelation" (2017) Sumerian Records
Género: Deathcore
Para fans de: Molotov Solution, The Acacia Strain y I Declare War
Puntaje: 78/100

Oceano pasó de ser una banda del montón en el plano deathcore, llegando al punto de casi separarse, para arremeter con "Ascendants" (2015) y alcanzar un nivel inédito para el quinteto estadounidense. Y la realidad es que ni siquiera fue un golpe de suerte, porque dos años después "Revelation" aparece para continuar con el enorme legado que está dejando el género este año. "Dark Prophecy" propicia de introducción al infierno djent homenaje a The Acacia Strain y al breakdown de la octava cuerda al aire, con canciones como "Lucid Reality", "The Great Tribulation", "Final Form" o "Human Harvest", donde la mezcla de ambos géneros concluye en un torbellino oscuro de treinta minutos sin descanso. Cuando Oceano se enfrenta a sí mismos para continuar conociendo y explorando sus límites, salen resultados como estos. Están pasando por una segunda juventud y un pico de popularidad más que merecido. Este es solo el comienzo. 




Solstafir "Berdreyminn" (2017) Seasons Of Mist
Género: Post Metal
Para fans de: Alcest, Ihsahn y Agalloch
Puntaje: 100/100

Comienza "Silfur-Refur", y la melancolía, la nostalgia, los árboles, los paisajes, la lentitud, la belleza, la libertad, invaden el cuarto, para desembocar en un riff pantanoso, desprolijo y conciso, con una voz llena de dolor y pesadumbre. Desde el vamos, Solstafir se apodera de todo lo que tiene a su alrededor, envuelve en un tejido irrompible por lo que duren estas ocho canciones, estas ocho historias. Con un plano casi Tarantinesco (rara alegoría pero la sentí así), disco tras disco, Solstafir se presenta como uno de los valores más importantes de la nueva estirpe del post metal. Solo quedan retazos de su pasado extremo, y esta perfecto. El cambio es porque lo sienten en cada parte de sus huesos, piel y alma. "Ísafold" emana tintes de rock setentero en pos del riff inolvidable. "Hula" viaja por costados cuasi shoegaze, experimentando nuevos horizontes y llevando al barco a ambientaciones inhóspitas. El frío, la reminiscencia a su hogar en Islandia, la llamada del abismo, todo se sumerge en "Nárós", para que nuevamente el culto a la cabalgata oscura aparezca y se lleve todo como la tormenta. "Hvít Saeng", se mueve como una ballena en el océano, pura, danzante, curiosa, lúgubre y sentimental. "Dyrafjorour" es la demostración de que Solstafir tiene el caso Kvelertak encima cuando no utilizan el inglés en sus canciones, ese don de poder conectar con alguien que no entiende su idioma y dejar una marca del tamaño de un planeta en el corazón. "Ambátt" lentamente va mostrando la faceta más tranquila y vanguardista de una agrupación sin miedo a nada. Y el final con "Bláfjall" concluye de la manera más épica, con una obra de arte de principio a fin. Solstafir se lleva todos los laureles y bien merecido lo tienen. Uno de los discos del año sino, el mejor.

Shadow Of Intent "Reclaimer" (2017) Independiente
Género: Orchestral Deathcore
Para fans de: Enterprise Earth, A Night In Texas y Make Them Suffer
Puntaje: 65/100

Una de las bandas del momento con una composición interesantísima mezclando el plano orquestal y sinfónico con un deathcore técnico, brutal y atronador, que incluso a veces tantea más con el death que con el core. Segundo disco de estudio para Shadow Of Intent, que ya con "Primordial" (2016) comenzaba a asomarse un poco para destronar a las cabezas del género. Hay canciones con una instrumentación y vocalización envidiable como "The Horror Within", "The Mad Tyrant's Betrayal", "The Forsaken Effigy" o la innecesariamente extensa "The Tartarus Impalement" (suena como el Dimmu Borgir de "In Sorte Diaboli" por momentos), que termina viéndose eclipsado por una sensación de forzar las canciones para que sean más de lo que son. Es extraño. Los temas se van sucediendo y entre tanta capa y capa de sonido, el verdadero sentido de la violencia o de permeabilidad que podrían alcanzar, termina desapareciendo en un abrir y cerrar de ojos. Meramente solo en los momentos de mayor nitidez, donde incluso llegan a apoyarse en la melodía para darle otro tono a su material, llegan al lugar donde deberían permanecer. Voy a tener que ser un poco coloquial: buen disco, pero quisieron cagar más alto de lo que pueden. 

Anathema "The Optimist" (2017) KSCOPE Music
Género: Experimental Rock
Para fans de: Katatonia, The Gathering y Opeth
Puntaje: 90/100

Anathema es la perfecta demostración de que el borrón y cuenta nueva musical a veces funciona. Enterrando más de seis pies bajo el suelo su pasado extremo, su rendición al rock experimental, progresivo, hermoso y sorpresivo. Y este adjetivo queda perfecto, porque con el inicio de "Leaving It Behind", Cavanagh y compañía levantan un par de dudas con un comienzo casi electrónico, que se destruye a sí mismo en un mensaje de esperanza y de experiencias de vida vertidas en un in crescendo que termina por desembocar en un disco optimista. Valga la redundancia. El juego de voces femenino-masculino que cuenta Anathema es de lo más perfecto que existe en la música mundial. Homenajeando a "Weather Systems" (2011), "Endless Ways" baila entre las melodías del piano y la calidez de las voces, mientras que "The Optimist" contesta taciturno para oficiar de segunda parte aún sin tener que serlo explícitamente. Y así va pasando el tiempo, y todas las canciones se transforman en una sola para pasar a formar parte de esta libertad que está viviendo Anathema, que no tiene nombre, ni apellido, solo voz propia y ser. Otra vez lo hicieron, y como viene la mano, van a seguir haciéndolo. Formidable trabajo de los ingleses.

4 comentarios:

  1. Lavate la boca antes de hablar giladas de IHW pedazo de flaco desnutrido cara de pija, pura mierda tirando siempre despues andas confitiando a todos en los recitales. cuando te vea te vas a comer una apurada tanto q te gusta vociferar caca para todos lados puto del orto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sos tan tierno que das ganas de abrazar.

      Eliminar
  2. Y si man es obvio q vas a tener gente q te escriba cosas q no te gustan en tu blogcito, sos cero objetivo, si a vos no te gusta una banda un disco le tiras bosta a mas no poder ah pero si entrevistas a neurosis le chupas la poronga con huevos y todo. te haces el chanchero y te haces odiar vos solo y encima te victimizas como que "no ay yo no hago nada malo, violencia contra mi bla bla bla" si escribís basura vas a recibir basura. corta

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Primero lo primero, ¿quién sos? Se nota que no tenés ni la más puta idea de mi laburo. Hace 6 años que tengo este "blogcito" y más de cien bandas y cientos de personas bancando la movida de lo que hago.
      Nunca le chupé la poronga a nadie. Ni tuve que hacerlo para llegar a donde estoy ahora. ¿Vos donde estás ahora? ¿Quién te juna? Me encanta que bardeen, si total son todos anónimos.
      In Hearts Wake tiene acciones en Argentina al parecer. Y la gente sigue aplaudiendo a la mediocridad.
      Toda la "bosta" que vos decís, siempre son cosas con fundamento.
      ¿Victimizarme? Na. En vez de tirarme abajo, lo único que logran es que me sienta cada vez más grande.
      Y si vos avalás que me quieran cagar a trompadas por una opinión, sos más pelotudo que los anónimos. Vengan de a uno. Cagones. Así que te agradezco. Corta.

      Eliminar